16 C
Bogotá
jueves, agosto 13, 2020

11 series nostálgicas juveniles de Nickelodeon

Debe Leer

Expresidente Álvaro Uribe denuncia al representante Inti Asprilla

Bienvenido has creado tu cuenta en EL TIEMPO. Conoce y personaliza tu perfil. El correo electrónico de verificación se enviará a Revisa...

'Se han esclarecido en un 50.5 % crímenes de excombatientes': Fiscal

El fiscal Francisco Barbosa, aseguró en la tarde de este jueves, que la entidad a...

Indígenas denuncian ataque del Ejército que deja dos muertos en Cauca

Comunidades indígenas denunciaron un presunto ataque con ráfagas de fusil por parte de miembros del...

La cadena estadounidense cumple 40 años el próximo año y recordamos algunos de los mejores dibujos animados y ‘sitcoms’ que se emitierion en los años ’90.

En 1979 nacía una de las cadenas infantiles y juveniles más importantes de toda la historia de los Estados Unidos: Nickelodeon, que tomaba el relevo de la desaparecida Pinwheel. En España no fue hasta comienzos de los años ‘90 cuando conocimos su contenido gracias a dibujos animados como Rugrats: Aventuras en pañales¡Oye, Arnold! y a series de acción real como las míticas Kenan & Kel o Las aventuras de Pete y Pete. Para recordar algunas de estas producciones en Sensacine hemos elaborado un especial muy nostálgico que supone un retorno a una juventud sentados frente a la pantalla del televisor.

‘Rugrats: Aventuras en pañales’

Nickelodeon Animation Studios

Tommy, Chuckie, Phil y Lil, Susie y Angélica protagonizan la que llegó a ser la serie de animación más larga de Nickelodeon, Rugrats: Aventuras en pañales, hasta que Bob Esponja se hizo con ese título superado su episodio 173 hacia 2012. Más allá de los récords cuantitativos, esta serie de animación estadounidense creada en 1989 por Arlene Klasky y su marido Gábor Csupó junto a Paul Germain para Nickelodeon fue una de las preferidas por los mocosos que crecieron viendo la tele de los 90 y los 2000 gracias a una colorida y gamberra propuesta con bastantes ocurrencias y no menos ideas avanzadas. Y es que a las aventuras de estos imaginativos e inquietos bebés había que sumarle un plantel brillante de secundarios y de historias de lo más progresistas: madres feministas, amplia representación étnica, diversidad cultural y de género, e incluso ¡una huelga pidiendo derechos de ganancias! Rugrats, no obstante, pasará sobre todo a la historia por tener a una de las mejores villanas de Nickelodeon: la pérfida Angelica. A sus nueve temporadas se le añadieron varios largometrajes pensados para la gran pantalla –Rugrats. La película (1998), Rugrats en París. La película (2000), Los rugrats: Vacaciones salvajes (2003)–, prueba del cariño del público con estos personajes. En enero de 2021, Rugrats, una nueva entrega cinematográfica de los simpáticos bebés, llega a los cines para enganchar a todo tipo de generaciones, los actuales treintañeros, veinteañeros y a los pequeñajos que han nacido en el nuevo milenio.

Paula Aranzazu

‘Ren y Stimpy’

Nickelodeon Animation Studios

En 1991, Nickelodeon lanzó la serie Ren y Stimpy, creada por John Kricfalusi, una de las animaciones más populares de los años 90 que atraía tanto a niños como a adultos, por su humor grotesco e, incluso, bastante extravagante. Esta serie estaba protagonizada por Ren, un perro chihuahua psicópata y neurótico -inspirado en los enfados del padre de John Kricfalusi-, y Stimpy, un gato obeso y bastante torpe. Juntos viven aventuras hilarantes, y a menudo sin sentido, alrededor de todo el mundo. Esta animación ha sido una de las más revolucionarias de Nickelodeon, que estuvo considerada durante años como de “poca cultura”. Tanto es así, que la serie tuvo que ser censurada en 1995 por su humor y su sátira constante a la sociedad estadounidense que llegó a incomodar a muchos espectadores e, incluso, a algunos portavoces del gobierno. Años más tarde, en 2003, la serie reapareció en la cadena MTV, pero esta vez con una versión ‘Solo para adultos’. Sin embargo, pese a la censura y las malas críticas, John Kricfalusi es considerado como “El Padre de la Animación Irreverente” y una gran influencia en las animaciones que fueron creadas tras Ren y Stimpy.

Aída Sánchez

‘La vida moderna de Rocko’

Nickelodeon Animation Studios

Otro exitazo de los denominados Nicktoons es La vida moderna de Rocko, creada en 1993 por Joe Murray (El Campamento de Lazlo). Estos dibujos animados siguen las andanzas de un  wallaby australiano llamado Rocko, que decide emigrar a los Estados Unidos. El protagonista es un animal bastante torpe -pero de gran corazón- que se ve envuelto en todo tipo de situaciones excéntricas, pero que son de lo más bizarro y divertido que se ha podido ver en la televisión juvenil. Rodeado por unos personajes secundarios de lo más loco, como eran la enajenada vaca Heffer, la tímida tortuga Filburt o su espídico perro spunky, el protagonista trata de salir airoso de todo tipo de problemas que se le presentan en su nueva vida norteamericana. Se puede decir que esta serie es una heredera directa de Ren y Stimpy, ya que adapta ese humor de trazo grueso y con esa animación con todo tipo de detalles desagradables o impensables (entre otras cosas, hay un superhéroe que adivina el futuro gracias a sus pezones). Esta ficción, además, tenía un sutil humor para adultos -pese a que, en un principio estaban dirigidas a un público juvenil- de manera que pudiera ser disfrutada por grandes y pequeños. La plataforma Netflix lanzó un mediometraje especial de 45 minutos,l el pasado año 2018, titulado La vida moderna de Rocko: Cambio de chip.

Tomás Andrés

‘¡Aaahh! Monstruos de verdad’

MTV Networks

Quizá la vieras como yo de pequeño y sigas acordándote de la fantástica serie de animación ¡Aaahh! Monstruos de verdad, esa ficción de Nickelodeon con distribución de MTV Networks que se estrenaba a finales de 1994 y que concluía poco más de tres años después tras cuatro temporadas y 52 episodios en total. Creada por Gábor Csupó (Un puente hacia Terabithia) y Peter Gaffney (Æon Flux), el título contaba las aventuras de tres personajes un tanto atípicos: tres pequeños monstruos, Ickis, Oblina y Krumm, estudiantes de una escuela especial en Nueva York, situada bajo un basurero, especializada en asustar a los humanos. Quizá lo que más me gustaba era que las monedas ‘monstruas’ eran en realidad uñas de los pies. Y luego estaban los protagonistas, claro: el asustadizo Ickis, parecido a un conejo de color morado y con la capacidad de aumentar de tamaño -como su padre, el famoso Slickis-; la empollona Oblina, como un bastoncillo de caramelo blanco y negro que puede cambiar de aspecto y provocar pesadillas, y el descuidado Krumm, peludo y naranja, con unas axilas pestilentes y unos ojos sin sujeción en el cuerpo que suele llevar cogidos entre sus manos.

Santiago Gimeno

‘Las aventuras de Pete y Pete’

Nickelodeon Productions

Las vivencias de estos dos hermanos que compartían el mismo nombre, marcaron la infancia de todos aquellos niños y niñas que veían en esta serie aquellas situaciones tan disparatadas y surrealistas que seguro ansiaban vivirlas en primera persona. Las aventuras de Pete y Pete, creada por Will McRobbChris Viscardi se estrenó a finales de 1993, y se convirtió en una de las series de televisión estadounidenses más populares de los años ’90, con tan solo tres temporadas. La realidad es que empezaron como cortos de un minuto que se colaban entre los programas diarios de Nickelodeon, pero la popularidad que alcanzaron fue tan grande que acabaron realizando cinco episodios especiales de media hora. Aunque en 1995 finalizase la grabación de la serie, las aventuras de estos hermanos continuaron estando disponibles hasta dos años después. Los protagonistas, Mike Maronna (Pete Wrigley grande) y Danny Tamberelli (Pete Wrigley pequeño), desafiaban toda clase de personajes y situaciones que se les ocurría, y asombrosamente, siempre conseguían salir airosos de los problemas.

Beatriz Benés

‘Doug’

Nickelodeon Animation Studios

Con Doug estamos hablando de palabras mayores. En primer lugar, porque es una de las series más recordadas de Nickelodeon (1991-1994). Luego fue adquirida en 1996 por Disney y sufrió en su secuela varios retoques creativos, como su nuevo título Las nuevas aventuras de Doug. Con dos versiones -la de Nickelodeon, con cuatro temporadas y 52 episodios, y la de Disney, con tres temporadas y 65 episodios, 117 capítulos en total-, la trama, creada por Jim Jinkins y basada en dibujos que hizo este en los ’80, tiene como protagonista a Douglas ‘Doug’ Funnie, un chaval de 11 años con una imaginación desbordante. Doug anota sus experiencias en un diario y estas van desde su primer baile hasta un mal corte de pelo o las citas que tiene su perro. El joven se muda a la ciudad de Bluffington -inspirada en Richmond, Virginia- cuando su padre consigue un nuevo puesto de trabajo allí y su día a día tiene que ver con sus progenitores Theda y Phil, su hermana Judy, su mascota Porkchop y luego con su mejor amigo Skeeter, su adorada Patti Mayonnaise, el matón del colegio Roger M. Klotz y otros personajes. Sus moralejas, el superhéroe Quailman, las interpretaciones de Porkchop… En la plataforma de ‘streaming’ de Disney Disney+ también tienes disponible la cinta Doug, su 1ª película (1999).

Santiago Gimeno

‘¡Oye, Arnold!’

Nickelodeon Animation Studios

En esta selección no podemos olvidar otra de las series míticas de Nickelodeon, ¡Oye, Arnold!. La ficción animada, creada por Craig Bartlett, se estrenó en otoño de 1996 –parece increíble que ya hayan pasado 24 años- y, gracias a su carismático protagonista, el pequeño Arnold, enseguida se metió en el bolsillo a miles de niños y niñas, que por aquel entonces tenían entre los 9 y los 14 años. Y no era para menos, porque aquellos preadolescentes se colaban cada semana en la vida de Arnold, un niño de 9 años, que vive con sus abuelos en una ciudad ficticia, en la que puedes encontrar elementos emblemáticos de Seattle, Brooklyn y Portland. Además de su optimismo y su disposición para ayudar, siempre, a todo el que lo necesite, sin duda, la principal característica de su aspecto físico es su cabeza con forma de balón de fútbol americano. Así se refiere a él –como ‘Cabeza de balón’- Helga, su compañera de clase,  que está completamente enamorada de él. A lo largo de las cinco temporadas de ¡Oye, Arnold!, y su centenar de episodios, el pequeño Arnold y su grupo de amigos se convierten en unos adolescentes dispuestos a vivir divertidas aventuras mientras aprenden las infinitas enseñanzas que la vida les tiene preparadas.

Lorena Vialás

‘Los Thornberrys’

Nickelodeon Animation Studios

Aunque con una estética muy similar a las RugratsLos Thornberrys lleva al espectador a salvajes parajes de la mano de una variopinta y divertida familia que da nombre a la ficción animada. Aunque el título tiene muchos personajes principales, la auténtica protagonista de esta historia es Eliza, una joven curiosa que viaja por todo el mundo con su padre Nigel, experto zoólogo, su madre Marianne y su hermana Debbie. Juntos recorrerán salvajes parajes en busca de aventuras y el estudio de la fauna del lugar. Pero, a este ‘hobbie’ familiar hay que añadirle el don de Eliza, que tiene la capacidad de comunicarse con los animales y entenderles; lo que hace más divertido la integración del chimpancé Darwin al grupo. Con Los Thornberrys olvidarás toda clase de concepción sobre los nómadas, que añadido a los divertidos caracteres de los personajes se crea la combinación perfecta. Tal ha sido el éxito de esta serie que en 2002 Jeff McGrathCathy Malkasian se encargaron en 2002 de dirigir el primer largo de la serie: Los Thornberrys – La película.

Ana Lasso

‘El club de medianoche’

Nickelodeon Productions

La generación de los 90 se puede dividir perfectamente en la gente fan de Pesadillas o de El club de medianoche. La gente de bien puede decir perfectamente que era fan de ambas, porque por qué no. La intro de el club de medianoche de Nickelodeon puede que no sea tan épica como la de Pesadillas, pero se te hace la piel de gallina nada más escuchar tan solo su sintonía. La serie cuenta en cada episodio una historia de terror contada por uno de sus jóvenes protagonistas que se juntan alrededor de una hoguera, que termina apagándose cuando se termina la historia. Tal fue su éxito, que la cadena estadounidense decidió hacer un reboot con una dinámica totalmente distinta a la original y ambientado hoy día, concretamente en una feria maldita. Meses más tarde, la cadena estadounidense decidió renovarla por una segunda temporada. También se prepara un filme sobre esta popular ficción juvenil.

Custodio Guerrero

‘Kenan y Kel’

Nickelodeon Network

Kenan y Kel fue sin duda una de las series más emblemáticas de la cadena estadounidense juvenil Nickelodeon. En 1996 la compañía aprobó un proyecto para la emisión de una nueva serie protagonizada por dos alocados amigos afroamericanos. Se trataba de una ‘sitcom’ de puro enredo en la que los protagonistas se metían en multitud de problemas que debían solucionar de la forma más ocurrente y absurda. La ficción tomaba el nombre real de los actores que interpretaban a estos dos personajes: Kennan Thompson y Kel Mitchell. En el programa a Kenan siempre se le ocurrían cosas de lo más disparatadas a raíz de los comentarios de su compañero Kel. El formato duró 4 temporadas y a lo largo de 61 episodios, hasta su finalización el 22 de julio de 2000. Ambos actores alcanzaron tal nivel de popularidad en Estados Unidos y en todo el mundo, que llegaron a rodar su propia película juntos: una comedia titulada Good Burger (1997), en la que interpretaban a dos personajes diferentes a los de la televisión; en esta ocasión eran Ed y Dexter, dos empleados de un restaurante de comida rápida que se ven obligados a salvar su empleo en un un negocio que parece tener los días contados. Ya separados profesionalmente, Kennan Thompson tiene pendiente de estreno en NBC The Kennan Show en la que interpreta a un padre viudo de dos hijas pequeñas.

Tomás Andrés

‘Las historias de Clarissa’

Nickelodeon Network

Antes de que Melissa Joan Hart se convirtiese en la bruja favorita de toda una generación en Sabrina, cosas de brujas, la actriz protagonizó Las historias de Clarissa. La ficción de los años 90 creada por Mitchell Kriegman tuvo un total de cinco temporadas (65 episodios). ¿La historia de la serie? Pues la de la mayoría de las protagonizadas por una adolescente: los líos amorosos, el instituto, el acné, su hermano pequeño… Pero había algo que hacía diferente a Las historias de Clarissa. En ella, su protagonista rompía la cuarta pared y contaba directamente a los espectadores lo que le ocurría en esos momento y cómo iba a solucionarlo. ¡Y lo hacía de muchas formas diferentes! Usaba diagramas, ordenadores, daba las noticias… De ahí su título en inglés Clarissa Explains It All (Clarissa lo explica todo) Seguro que también te acuerdas de la mascota que Clarissa tenía en la primera temporada de la serie: un bebé caimán llamado Elvis. Además, la ficción fue una de las primeras que mostró una relación de amistad entre un chico y una chica sin transformarse en el futuro en un romance.

Andrea Zamora

Fuente de la Noticia

Últimas Noticias

Expresidente Álvaro Uribe denuncia al representante Inti Asprilla

Bienvenido has creado tu cuenta en EL TIEMPO. Conoce y personaliza tu perfil. El correo electrónico de verificación se enviará a Revisa tu bandeja de entrada y...

'Se han esclarecido en un 50.5 % crímenes de excombatientes': Fiscal

El fiscal Francisco Barbosa, aseguró en la tarde de este jueves, que la entidad a su cargo ha logrado esclarecer...

Indígenas denuncian ataque del Ejército que deja dos muertos en Cauca

Comunidades indígenas denunciaron un presunto ataque con ráfagas de fusil por parte de miembros del Ejército Nacional en medio de...

Reactivación de obras de proyectos 4G representa más de $26 billones en inversión: Duque

• Al intervenir en el evento de encuentro de los dos frente de obra del Túnel de Occdicente, el Mandatario recalcó que esa cifra...

Más noticias